Ver mas

Tres estudiantes de 15 años desarrollaron una aplicación para denunciar acoso callejero

08.08.2016
Se trata de Lucía Martín, Rocío Florencia Juárez y Lorena Sol Bedrune. Son alumnas del Colegio Nacional Buenos Aires y su proyecto estuvo entre los tres ganadores de una competencia de tecnología local

Son tres estudiantes del colegio Nacional Buenos Aires, tienen 15 años y desarrollaron una novedosa aplicación para denunciar el acoso callejero. Su trabajo estuvo entre los tres ganadores de un concurso de tecnología en Argentina, del que participaron siete grupos de tres estudiantes.

Ellas son Lucía Martín, Rocío Florencia Juárez y Lorena Sol Bedrune. Las jóvenes crearon 5ntar, una app donde las usuarias pueden informar, de forma anónima, su experiencia detallando qué les sucedió, qué nivel de gravedad tuvo el acto y cuándo fue. Al reportar esto, la aplicación automáticamente detecta la ubicación en el que el problema sucedió o bien, se puede seleccionar subir esta opción de forma manual.

"La idea es concientizar y generar una estadística de las zonas y horarios donde se dan este tipo de abusos", destacó Rocío, en entrevista con Infobae.

La app fue desarrollada en el marco de Programando un Mundo Mejor, organizado por la agrupación Chicas en Tecnología, que busca fomentar la participación de mujeres en el mundo IT.

Las chicas hicieron una capacitación intensiva de dos días donde aprendieron a usar App Inventor, el programa del MIT que emplearon para su desarrollo. Además, contaron con el asesoramiento de su mentor, Patricio Palladino, especialista en emprendimientos tecnológicos. Finalmente, realizaron el desarrollo en apenas un fin de semana.

"El proyecto está muy avanzado y esperemos que salga pronto. Lo único que falta es conseguir una base de datos más amplia para que se puedan abarcar más denuncias", detalló Lucía Martín.

Las jóvenes innovadoras dijeron que les gustaría trabajar de cerca con el colectivo Ni Una Menos así como con distintas instituciones gubernamentales para que la app pueda servir, no sólo como una herramienta estadística sino como un medio para hacer llegar las denuncias a las dependencias policiales, o fiscalías.

"Yendo y volviendo de la escuela se sufre este tipo de acosos pero prefiero no contar", dijo Lorena,quien destacó que lo mejor de 5ntar es que "al ser una app anónima uno no queda expuesto para nada".

"Una vez estaba volviendo a mi casa, y una persona comenzó a gritarme algunas palabras que me hicieron sentir muy incómodas. No había un policía, no había nadie a quién decirle, yo llegué a mi casa muy asustada y bueno, digamos que le conté a mi mamá. Fue una situación muy traumática y nosotras sabemos que no somos solo nosotras, no es un caso aislado", reflexionó Rocío.

"Sabemos que esto pasa con frecuencia y que a la sociedad le importa. Esto quedó demostrado en marchas como Ni Una Menos que fueron muy masivas y entonces nos dimos cuenta de que a la sociedad también le afectaba y si hacíamos algo para sumar a esta causa íbamos a tener una buena recepción, porque es un problema que afecta a todos", añadió Lucía.

Todas dijeron que el acoso callejero es algo que se comienza a sufrir desde muy chica. "A los 11 o 12 años, incluso antes", dijo Lorena. Todas reconocieron que muchas veces sienten miedo y que, antes de vestirse, piensan si el look podría ser un problema para su seguridad.

¿Esta remera o maquillaje me hará ver muy llamativa? Es una de las tantas preguntas que dicen hacerse a diario y es algo que "les provoca enojo y bronca, porque es injusto".

Rocío y Lorena no descartan dedicarse a la tecnología cuando terminen el colegio. Lucía, si bien no sabe si se volcará a esta disciplina, reconoció estar maravillada con saber que cuenta "con una herramienta tan poderosa para generar cambios sociales".

Las tres aseguraron estar muy comprometidas con lo que hicieron porque, aseguraron, falta mucho por hacer. Y las ganas, les sobran.

© Copyright 2011 - Ragcyt